miércoles, 22 de febrero de 2012

Unidad 4 Evaluación por relación beneficio/costo

Subtemas


4.1 Proyectos del sector público.


4.2 Análisis beneficio/costo de un solo proyecto.

4.3 Selección de alternativas mediante el análisis B/C incremental.

4.4 Análisis B/C incremental de alternativas mutuamente excluyentes.


4.1 Proyectos del sector público.

Los proyectos públicos, son un instrumento de intervención del Estado en aquellas áreas que corresponden a su misión  y naturaleza. De manera general, el Estado tiene funciones importantes que cumplir en áreas económicas y sociales, bien porque no sea atractiva la intervención para el empresario privado, o bien porque se trate de servicios sensibles de naturaleza indelegable.

Las clases básicas de proyectos públicos se pueden clasificar en cuatro grandes categorías:
·      Protección:
Se logra mediante servicios militares, policía y protección contra incendios y el sistema judicial, entre otros.
·      Desarrollo Cultural:
Se alcanza mediante Instituciones Educativas, recreativas e históricas o instituciones o preservaciones similares, entre otros.
·      Servicios Económicos:
Incluyen transporte, generación de energía y programas de financiamiento de viviendas
·      Recursos Naturales:
Podrían incluir la administración de zonas silvestres, el control de la contaminación y el control de inundaciones.
Existen diferentes maneras en que las unidades del Estado financian proyectos del sector público. La manera más obvia es, por supuesto, mediante tributación, como el impuesto sobre la renta, el impuesto sobre bienes, el impuesto sobre ventas y el impuesto a usuario de carreteras. Un segundo método es mediante la emisión de bonos o pagares.
Un tercer tipo de acopio de fondos incluye actividades generadoras de ingresos, como una planta de energía eléctrica propiedad del municipio, u otra actividad en la que se aplica un cargo para cubrir (o compensar parcialmente), el costo del servicio prestado. Si bien estas son las principales fuentes de ingresos del gobierno, existen otras maneras gracias a las cuales este dinero puede ser transferido de una autoridad gubernamental a otra por medio de pagos directos, préstamos, subsidios y concesiones.
Cuando los gobiernos estatales o locales emiten bonos para el financiamiento de proyectos públicos, o cuando hay que tomar en consideración el costo que tiene el dinero para el gobierno federal, la tasa de interés casi siempre es menor que la que hubiese tenido que pagar una empresa privada existiendo implicaciones amplias en el financiamiento de este tipo de proyectos, tales como posibles efectos inflacionarios y reducción del desempleo.
Cuando el financiamiento se hace con la recaudación fiscal, surge una dificultad con respecto a la economía de un proyecto, puesto que por lo general no hay conexión directa entre los costos y los beneficios recibidos, por tal razón, con frecuencia hay una dificultad inherente al querer relacionar los beneficios con los costos.
La evaluación económica y social de proyectos públicos compara los beneficios y costos que una determinada inversión pueda tener para la comunidad de un país en su conjunto. No siempre un proyecto que es rentable para un particular es también rentable para la comunidad y viceversa. A este respecto la mencionada evaluación trabaja con el criterio de precios sombra o sociales, a objeto de medir el efecto de implementar un proyecto sobre la comunidad, considerando efectos indirectos y externalidades que generan sobre el bienestar de la comunidad.
Sin embargo siempre se encontrará que los proyectos sociales requieren del evaluador la decisión de correcciones de los valores sociales. Para ello, el estudio de proyectos sociales considera los costos y beneficios directos, indirectos, tangibles y, además las externalidades que producen.
Los beneficios directos se miden por el aumento que el proyecto provocará en el ingreso nacional mediante la cuantificación de la venta monetaria de su producto, donde el precio social considerado corresponde al precio del mercado ajustado por algún factor que refleje las distorsiones existentes del mercado del producto. De igual forma, los costos directos corresponden a las compras de insumos, donde el precio se corrige también por un factor que incorpore las distorsiones de los mercados de bienes y servicios demandados por el proyecto.
Los costos y beneficios sociales indirectos corresponden a los cambios que provoca la ejecución del proyecto en la producción y consumo de bienes y servicios relacionados con este.
Los beneficios y costos sociales intangibles, si bien no se pueden cuantificar monetariamente, se deben considerar cualitativamente en la evaluación, en consideración a los efectos que la implementación del proyecto que se estudia puede tener sobre el bienestar de la comunidad.
Son externalidades de un proyecto público los efectos positivos y negativos que sobrepasa la institución inversora.
En este tipo de evaluación pueden considerar los siguientes puntos de vistas:
1.     Percepción de los beneficios: cuando un empresario construye y opera dos caminos en uso de una concesión pública, los beneficios estarán medidos por los ingresos que percibe por concepto de peaje.
2.     Causación de costos. Supongamos que un empresario para construir un edificio cierra una vía pública, tiene un costo que el no paga pero que se causa en los demás y es el que corresponde a la incomodidad ocasionada por la imposibilidad del uso de la vía durante la construcción, aquí no se produce un costo financiero a la gente individual pero si se genera un costo para la sociedad representada por el grupo de personas afectadas por la realización del proyecto.
3.     Valoración. Se establecen precios que sean los adecuados para expresar lo que les cuesta a la sociedad los recursos asignados a un proyecto.



4.2 Análisis beneficio/costo de un solo proyecto.

El análisis costo-beneficio, se utiliza con frecuencia para evaluar la utilidad del sector público, ya que esta modalidad, no solo tiene en cuenta los costos y beneficios económicos, sino también los costos y beneficios sociales que tendrá el proyecto. El análisis costo-beneficio, se aplica para escoger entre distintas opciones, como por ejemplo, entre crear una nueva  autopista o un aeropuerto pero, como nunca se podrán determinar con exactitud los costos sociales, la decisión final dependerá tanto de consideraciones políticas como de los resultados del análisis costo-beneficio.

Costos

El costo es la cantidad desembolsada para comprar o producir o un bien. El cálculo del costo en una compra es inmediato: consiste en el precio del bien más los costos financieros de la compra (cuando se compra a plazos). El cálculo del costo de producción es algo más complejo, porque hay que tener en cuenta el costo de las materias primas utilizadas, el de la mano de obra empleada y la parte proporcional de los costos de la inversión de capital necesario para producir el bien o el servicio en cuestión.

Beneficios

En economía es la diferencia monetaria entre el costo de producción y marketing de los bienes y servicios y los precios percibidos por la venta de dichos bienes y servicios.
El análisis costo/beneficio es el proceso de colocar cifras en los diferentes costos y beneficios de la actividad. Al utilizarlo, se puede estimar el impacto financiero acumulado de lo que se quiere lograr.
            Un análisis costo/beneficio por sí solo no puede ser una guía clara para tomar una buena decisión. Existen otros puntos que deben ser tomados en cuenta; por ejemplo, la moral de los empleados, la seguridad, las obligaciones legales y la satisfacción del cliente.
El análisis costo/beneficio involucra los siguientes 6 pasos:
1.      Llevar a cabo una lluvia de ideas o reunir datos provenientes de factores importantes relacionados con cada una de sus decisiones.
2.      Determinar los costos relacionados con cada factor. Algunos costos como la mano de obra, serán exactos, mientras que otros deberán ser estimados.
3.      Sumar los costos totales por cada decisión propuesta.
4.      Determinar los beneficios en dólares por cada decisión.
5.      Poner las cifras de los costos y beneficios totales en la forma de una relación donde los beneficios son el numerador y los costos son el denominador,
Beneficios
Costos
6.      Comparar las relaciones beneficios a costos para las diferentes decisiones propuestas, la mejor decisión en términos financieros, es aquella que tiene la relación más alta beneficios a costos.




4.3 Selección de alternativas mediante el análisis B/C incremental.

El método de selección de alternativas más comúnmente utilizado por las agencias gubernamentales federales, estatales, provinciales y municipales para analizar la deseabilidad de los proyectos de obras públicas es la razón beneficio/costo (B/C). Como su nombre lo sugiere, el método de análisis B/C está basado en la razón de los beneficios a los costos asociada con un proyecto particular. Se considera que un proyecto es atractivo cuando los beneficios derivados de su implementación y reducidos por los beneficios negativos esperados exceden sus costos asociados. Por lo tanto, el primer paso en un análisis B/C es determinar cuáles de los elementos son beneficios positivos, negativos y costos. Se pueden utilizar las siguientes descripciones que deben ser expresadas en términos monetarios.
Beneficios (B) Ventajas experimentadas por el propietario.
Beneficios negativos (BN) Desventajas para el propietario cuando el proyecto bajo consideración es implementado.
Costos ( C ) Gastos anticipados por construcción, operación, mantenimiento etc. menos cualquier valor de salvamento.
Dado que el análisis B/C es utilizado en los estudios de economía por las agencias federales, estatales o urbanas, piénsese en el público como el propietario que experimenta los beneficios positivos y negativos y en el gobierno como en quien incurre en los costos. Por consiguiente, la determinación de si un renglón debe ser considerado un beneficio positivo o negativo o un costo, depende de quién es afectado por las consecuencias.
Cálculo de beneficios, desbeneficios y costo de un proyecto
Antes de calcular una razón B/C, todos los beneficios positivos, negativos y costos identificados deben convertirse a unidades comunes. La unidad puede ser un valor presente, valor anual o valor futuro equivalente, pero todos deben estar expresados en las mismas unidades.
Una vez que tanto los beneficios y desbeneficios, así como los costos estén expresados en las mismas unidades, la razón convencional B/C se calcula de la siguiente manera: B/C = (B - BN) / C.
Una razón B/C mayor o igual que 1.0, indica que el proyecto es económicamente ventajoso. En el análisis B/C, los costos no están precedidos por un signo menos.
La razón B/C modificada, incluye los costos de mantenimiento y operación (M&O) en el numerador, tratándolos en una forma similar a los beneficios negativos. El denominador, entonces, incluye solamente el costo de inversión inicial. Una vez que todas las cantidades están expresadas en términos de VP, VA ó VF, la razón B/C modificada se calcula como:
B/C modificada = [B - BN - C (M&O)] / Inversión inicial.
Como se consideró antes, cualquier valor de salvamento está incluido en el denominador como un costo negativo. Obviamente, la razón B/C modificada producirá un valor diferente que el arrojado por el método convencional B/C. Sin embargo, como sucede con los beneficios negativos, el procedimiento modificado puede cambiar la magnitud de la razón pero no la decisión de aceptar o rechazar.
Ejemplo: La fundación Vera internacional, una organización de investigación educativa sin fines de lucro, está contemplando una inversión de $1.5 millones en becas para desarrollar nuevas formas de enseñar a la gente las bases de una profesión. Las becas se extenderán por un periodo de 10 años y crearán un ahorro estimado de $500 mil anuales en salarios de facultad, matrículas, gastos de ingreso de estudiantes y otros gastos. La fundación utiliza una tasa de retorno del 6% anual sobre las becas otorgadas.
Puesto que el nuevo programa será adicional a las actividades en marcha, se ha estimado que se retirarán $200 mil de los fondos de otro programa para apoyar esta investigación educativa. Para hacer exitoso el programa, la fundación incurrirá en gastos de operación anual de $50 mil de su presupuesto regular M&O. Utilice los siguientes métodos de análisis para determinar si el programa se justifica durante un periodo de 10 años:
• B/C convencional
• B/C modificado
• Análisis B - C
Solución: Utilice el valor anual como base de unidad común:
Beneficio positivo = $500000 anuales
Beneficio negativo = $200000 anuales
Costo M&O 1500000(A/P,6%,10[0.1359]) = $203850 anuales
• B/C = 500000–200000 / 203850+50000 = 1.18 El proyecto se justifica ya que B/C > 1.0
• B/C modificado = 500000–200000–50000 / 203850 = 1.23 El proyecto también se justifica por el método B/C modificado.
• Ahora B es el beneficio neto y el costo M&O está incluido en C:
B-C = (500000–200000) - (203850+50000) = $46150; dado que B—C >0, nuevamente la inversión se justifica.



4.4 Análisis B/C incremental de alternativa mutuamente excluyentes.

Cuando la selección de una alternativa impide la aceptación de otras alternativas, estas se denominan mutuamente excluyentes.
Cuando se debe seleccionar sólo una entre tres o más alternativas mutuamente excluyentes (independientes), se requiere una evaluación de alternativas múltiples. En este caso, es necesario efectuar un análisis sobre los beneficios y costos increméntales semejante al método utilizado en el tema para las tasas de retorno incremental. La alternativa de "no hacer nada" puede ser una de las consideraciones.

Hay dos situaciones que deben considerarse respecto al análisis de alternativas múltiples por el método beneficio/costo.

En el primer caso, si hay fondos disponibles de manera que se pueda escoger más de una alternativa entre varias, sólo es necesario comparar las alternativas contra la alternativa de "no hacer nada". En este caso las alternativas se denominan independientes. Por ejemplo, si se pudieran construir varias represas de control de inundaciones en un río determinado y hubiese disponibilidad de fondos para todas las represas, las relaciones B/C deben ser las que estén asociadas con una represa en particular contra ninguna represa. Es decir, el resultado de los cálculos podría demostrar que la construcción de tres represas a lo largo del río seria económicamente justificable en base a la disminución de los daños causados por las inundaciones, a la recreación, etc., y, por consiguiente, debe construirse.

Por otra parte, cuando sólo se puede seleccionar una alternativa entre varias, es necesario comparar las alternativas entre sí en lugar de hacerlo contra la alternativa de "no hacer nada". Sin embargo es importante que el estudiante entienda en este momento la diferencia entre el procedimiento que se debe seguir cuando los proyectos múltiples son mutuamente excluyentes y cuando no lo son. En el caso de proyectos mutuamente excluyentes es necesario compararlos contra cada uno, mientras que en el caso de proyectos que no son mutuamente excluyentes (proyectos independientes) es necesario compararlos sólo contra la alternativa de "no hacer nada". Tomando en cuenta que:
• El criterio es el mismo usado para la evaluación de la tasa de retorno, excepto valor de B/C incremental debe ser mayor que 1.
• Se selecciona el proyecto que tenga un B/C incremental = >1, y
• Que requiera la mayor inversión justificada.

Sin embargo, en un análisis B/C por lo común es conveniente calcular una relación B/C general para cada una alternativa, ya que el VP total o el CAUE deben calcularse como preparación para el análisis incremental.

 


                     
       Exposición "Proyecto del Sector Público" MUSEVI 













                   
                   Gráficas "Estadísticas económicas"


















No hay comentarios:

Publicar un comentario